No hemos muerto… aún

27 12 2007

No, tranquilos desOrdenados no ha fallecido todavía, estábamos de vacaciones y de ahí la nulidad de post, pero esta semana espero subir un nuevo post en el que estoy trabajando, asi que no nos abandoneis, que seguimos estando con vosotros, para ofreceros nuestros conocimientos.

Un saludo a todos, y  no nos olvideis. 🙂





De ventiladores y sus controladores.

18 12 2007

Los ventiladores

Una de las primeras cosas que se quieren hacer cuando tienes un ordenador es personalizarlo un poco, sobre todo ahora que el mercado del modding está tan bien suministrado con una gran cantidad de productos, muchos muy interesantes.

Quizás, lo primero que queremos hacer, es cambiar los ventiladores que traen de serie los ordenadores (feos y ruidosos) por unos con iluminación y más silenciosos, esto es una buena decisión, puesto que unos buenos tienen más vida útil y efectividad que los que las cajas traen de serie. Incluso hay cajas que no traen de serie, haciendo que no estén ventiladas y dando problemas de calor los ordenadores. Afortunadamente, hay un vasto mercado de ventiladores, por lo que tendremos donde escoger.

El tamaño básico de un ventilador es de 8 centímetros de diámetro (es más habitual hablar en milímetros, por lo que en vez de 8 diré 80), los hay más pequeños de 70 mm, por ejemplo, pero ya no resultan habituales. Las gráficas sí que suelen llevar ventiladores más pequeños, de 20 o 40 mm. Además de los habituales de 80 mm, las cajas nuevas, pueden portar o ya lo traen de serie un ventilador de 120mm. ¿Por qué lo hacen? Pues porque un ventilador más grande genera el mismo flujo (CFM) de aire girando más despacio que uno que tenga las aspas más pequeñas, lo que se traduce en menos ruido.

La forma de colocar un ventilador en el ordenador, es excesivamente fácil, sólo hay que buscar los huecos que trae la torre al efecto y colocar los tornillos en los agujeros… fácil no?(si queréis fotografías del proceso, decídmelo y las hago, lo mismo para la siguiente fase), una vez colocados en la caja hay que enchufarlos, para esto hay dos formas, y a veces una mixta. La más sencilla es conectarlo a los enchufes (también llamados molex) de la fuente de alimentación o molex de cuatro pines los ventiladores suelen traer un cable que tiene dos conectores, uno hembra y otro macho, esto es para no quitar un conector de la fuente, pues de esta forma el que ocupamos con el ventilador lo volvemos a tener libre. Otra forma de conectarlo, es a la placa base, usando un conector que a tal efecto trae, para saber dónde colocarlo buscamos en la placa base un conector con tres pines, que debajo debemos buscar cualquier conector libre con tres patillas que ponga FAN o CASE-FAN, puede ser case-fan, o CPU-FAN (aunque si tenéis este libre, yo me preocuparía, pues es donde se coloca el ventilador del microprocesador). Y la forma mixta es, porque además de conectarse a la fuente de alimentación, (también llamada FA, para abreviar), traen además un conector a la placa de alimentación con un sólo cable, normalmente de color amarillo, este cable no suministra electricidad al ventilador, si no que lleva información a la placa base sobre la velocidad del ventilador, es el tacómetro.

Antes de colocar el ventilador en la torre o caja, hay que tener en cuenta su posición, si se coloca de un lado introducirá aire en la caja y si se coloca del otro lo sacará, esto es muy importante puesto que poner ventiladores en la caja se hace para crear un flujo de aire en la misma que la ventile de manera eficiente. Normalmente el lado que introduce aire es la parte de atrás del ventilador, pero para cerciorarnos, lo mejor que se puede hacer, es conectar el ventilador a los molex de la fuente, y probarlo. Además suele indicar, en algunos, con una flecha hacia donde dirige el ventilador, el flujo de aire.

Bueno ya sabemos lo suficiente sobre los ventiladores, sólo nos falta el esquema del interior del ordenador, para saber cómo crear un flujo de aire satisfactorio para disminuir la temperatura del ordenador.

En este esquema se puede ver un flujo de aire óptimo para un ordenador, si no hay impedimentos para que el aire se mueva como tiene que moverse (cables mal colocados, cables inadecuados…, hablaremos de esto en una siguiente entrega). El aire entra por los ventiladores situados en el frontal, que, de esta forma, refrigeran los discos duros que tienen situados enfrente, este aire sigue su camino, y como ahora está más caliente tenderá a ascender, por lo que su segunda parada es el disipador del procesador, donde ayudará al intercambio de calor que se producen en sus aletas, este aire, lo suficiente caliente, es absorbido, parte por el ventilador trasero que lo expulsa de la caja, y parte es utilizado por la fuente de alimentación para su propia refrigeración, en este caso, el ventilador de la fuente se encarga de expulsarlo.

Como vemos los ventiladores son bastante indispensables para un funcionamiento óptimo de nuestro equipo, ahora bien, qué cantidad es recomendable, y cuál nos ofrece una buena relación entre el nivel de ruido generado y la refrigeración que ofrecen, pues sencillamente, lo mejor sería contar con un ventilador de 120 delante y otro del mismo tamaño detrás. Y si nuestra torre no los admite, podemos optar por tener dos de 80 delante y uno del mismo tamaño detrás.

Baybus, rehobus y otros controladores.

Después de colocar los ventiladores, nos damos cuenta que sería de gran ayuda, algo que nos permita apagarlos, o regularlos según lo que estemos haciendo en el ordenador, puesto que si estamos viendo una película o simplemente navegando por internet no necesitamos tener todos los ventiladores del ordenador al tope de velocidad.

Pues para eso existen los controladores de los ventiladores, y además, muchos de ellos tienen más funcionalidades que las de simplemente controlar los ventiladores, como puede ser, medir ciertas temperaturas, a través de sondas estratégicamente colocadas, medir las revoluciones de aquellos ventiladores que tengan tacómetro y mostrárnoslas, avisarnos si algún ventilador no gira cuando debería hacerlo, avisarnos si alguna temperatura excede de un límite marcado por nosotros, e incluso algunos, tienen un lector de tarjetas y puertos USB extra. Y lo mejor de todo que son muy prácticos y no excesivamente caros.

Haciendo uso de la página web de coolmod.com (no, enserio, no me pagan por publicitarla), os voy a dar alguna información sobre productos interesantes que tienen en su stock. Para ver más productos cotillear su web 🙂

Este rehobus quizás sea el más básico de todos, puede controlar hasta seis ventiladores, conectados, por los ya comentados conectores de tres pines. Eso sí, su marca, Zalman, es garantía de calidad.

Se trata de Rehobus Gama Alta, accesorio que nos permitirá aumentar y disminuir la velocidad de hasta 4 Ventiladores, visualizar las RPM de esos 4 Ventiladores y también visualizar 4 Temperaturas (de sus 4 sondas). Cuenta con alarma para los ventiladores en caso de que alguno se pare. También podemos programarlo de 10º hasta 90º para que nos avise si alguna sonda en especial supera el rango de temperatura que le hayamos dado. Es de la afamada marca, Cooler Master.

El MFC2 muestra hasta los Watios que consume nuestro PC y es capaz de controlar 4 ventiladores, tres conexiones 3 Pines y una de conexión para controlar el famoso PWM de 4 Pines. Regula los ventiladores desde 1.000 RPM hasta 5940 RPM. Dispone de alarma para que nos avise en caso de que se pare algún ventilador. Incluye 4 sondas para medir la temperatura. Y me encanta su increíble diseño, jeje.

Y este es uno de los que os explicaba antes, es un panel multifunción, con el que podemos controlar la velocidad de los ventiladores, tenemos lector de tarjetas, salidas USB y Firewire, así como conexión de datos y alimentación para discos duros S-ATa.


EDITO: Ya vuelven a funcionar las imágenes y los links.





[Manual] Construir tu ordenador. Parte 1, la memoria RAM.

13 12 2007

La memoria RAM

”RAM”

RAM es un acrónimo que significa, en inglés, Random Access Memory Module, que en castellano es, Memoria De Acceso Aleatorio. La denominación surgió antiguamente para diferenciarlas de otro tipo de memorias como los registros de desplazamiento, y en contraposición a las denominadas memorias de acceso secuencial. Debido a que en los comienzos de la computación las memorias principales (o primarias) de las computadoras eran siempre de tipo RAM y las memorias secundarias (o masivas) eran de acceso secuencial (cintas o tarjetas perforadas), es frecuente que se hable de memoria RAM para hacer referencia a la memoria principal de una computadora, pero actualmente la denominación no es demasiado acertada.

Si el procesador era el cerebro de un ordenador, la RAM es su pensamiento, es donde almacena aquello que está haciendo actualmente. Esto se traduce de forma que esta memoria contiene aquellos procesos de los programas que se están ejecutando, además de aquellos que el sistema operativo usa internamente para funcionar.

Entendiendo como funcionan el procesador y la RAM, se comprende que han de estar comunicados, y lo están por el bus frontal del procesador destinado a comunicarse con ella. Normalmente el bus de la RAM es más lento que el del procesador, la velocidad de este bus se mide en megahercios (Mhz), siendo la más habitual actualmente entre los 400 y los 800 megahercios. Lógicamente a más velocidad de bus mejor será la memoria y más rápida será su comunicación con el procesador, lo cual haría que el tiempo que tarda un programa en cargarse en el procesador y en salir sea más pequeño y así aumentar el rendimiento del sistema.

Otro dato interesante de las tarjetas RAM es el ancho de banda, es el que mide la cantidad de información en un tiempo de terminado que se puede enviar por el bus, se mide en bits por segundo, las RAM las miden en Mb/s (megabits por segundo).

Para calcular el ancho de banda del bus de memoria se sigue la fórmula: ancho de bus en Bytes * frecuencia efectiva de trabajo en MHz. Por ejemplo, la DDR200 se llama también PC1600 porque
64 bits / 8 bits * 200 MHz = 1600 MB/s = 1’6 GB/s
que es la ‘velocidad’ de la memoria, o más correctamente su ancho de banda.

Precisamente por este último caso, se miden las latencias (el tiempo, medido en milisegundos, que se demoran los datos transmitidos, también llamado retardo), por lo tanto, en este caso también es mejor cuanto más pequeños sean estos tiempos. Aunque si no somos los jugadores más empedernidos o si no queremos overclockearlas no es necesario dejarnos el dinero en las tarjetas RAM con latencias más bajas que existan, aunque este dato puede servir para decantarnos por unas u otras.

Pero, ¿y cuánta cantidad de RAM necesita mi sistema?, mi respuesta es siempre la misma ante esta pregunta: toda la que puedas pagar, y como máximo la que admita tu sistema. La memoria RAM es crucial para un ordenador, pues gracias a ella puede trabajar, asique cuanta más memoria tenga mayor cantidad de información podrás utilizar.

¿Y qué tipo de RAM necesitamos? pues la que más uso tiene actualmente es la variante de la DDR (Double Data Rate), en castellano, memoria de doble tasa de transferencia de datos, la DDR2, esta mejora sustancialmente el bus datos aumentándolo del máximo de 400 Mhz nominales en la DDR, a 800 Mhz nominales en la DDR2. Hasta hace poco las tarjetas gráficas, montaban una tercera variante de este tipo de memoria, la DDR3 pero ya se pueden encontrar módulos de RAM de este tipo de memorias, eso sí, a precios nada baratos. Al parecer no se considera, por ahora, un cambio aceptable el de DDR2 a DDR3 puesto que las latencias de la DDR3 aún son algo altas. Aunque en el ancho de banda, la DDR3, supera con creces a sus predecesoras, encontrándose rangos de hasta 1600 MHz, otro punto a favor de la nueva versión es que se calienta menos que la DDR2. Las actuales placas base, en su mayoría, tienen soporte para este nuevo tipo de memoria, por lo que, elegir un tipo u otro, dependerá de qué se vaya a hacer con el ordenador.

Estos tres tipos que os he comentado son los que montan todos los ordenadores de un tiempo a esta parte, los más antiguos montan otros tipos de memorias que no serán compatibles con estos.

En cuanto a qué nos podemos encontrar en el mercado, diré que hay dos tipos, las de marca y las genéricas (no llevan marca), personalmente considero que las genéricas son un poco timo, puesto que, aunque algunas pueden ser mejores que las de marca, no tienes a donde reclamar cuando se te estropeen, bien es cierto que suelen ser más baratas. Entre las marcas cabe destacar por lo menos tres:

: Es una gran marca de renombre en el mundo de las memorias, tiene precios ajustados y alta calidad.

: Es una marca que da muy buenos resultados, con muy bajas latencias, se la aconsejo sobre todo a los gamers. (La página parece caída, estoy esperando a ver que pasa para volver a poner el link).

: Si hay una marca que se pueda considerar la reina de las memorias es esta, todos sus productos son de alto rendimiento y calidad, especialmente diseñadas para aquellos que quieren exprimir su ordenador hasta la última gota.

Una vez más he de destacar la tienda online Coolmod como uno de los mejores de los mejores sitios para comprar componentes informáticos.





[Manual] Iniciación a los lenguajes Web. Segunda parte: HTML.

7 12 2007

Esta es la segunda parte del manual sobre creación de páginas web, en concreto la parte relativa al HTML que en la anterior vez, dejé un poco en el aire, dando, simplemente, una breve introducción al mismo. Esta vez os traigo un pupurri de prácticamente todas las etiquetas que se pueden encontrar actualmente en este lenguaje. Sí, es cierto, hay más, pero como se trata de un breve manual de referencia, no he visto necesario incluir más, de todas formas, si por alguna razón, alguien cree que debería contener más etiquetas, o que he obviado alguna importante, no dude en decirlo que subsanaré el error en cuanto lo reciba.

El lenguaje HTML:

<body></body> además de ser la etiqueta que contiene todo aquello que se va a mostrar en la página, tiene muchos atributos interesantes: “bgcolor” que da color al fondo de la página, este color se expresa en formato hexadecimal, utilizando 6 dígitos en grupos de dos, es decir que dos dígitos representan la cantidad de un color, tal que así: #FFOOCC (FF representan la cantidad de rojo que tiene ese color, OO representa la cantidad de verde, y CC representa la cantidad de azul), estos números pueden variar en dígitos hexadecimales, del F al cero, y su combinación da cualquier color posible; “text” es otro atributo de <body> y se utiliza para dar color al texto, utilizando el mismo método que para el color del fondo; “link” “vlink” y “alink” son atributos que controlan los colores de los links, el primero sirve para los links sobre los que no se ha actuado, el segundo da color a los enlaces ya visitados, y el tercero da color a los enlaces justo cuando son pulsados, en todos la forma de poner los colores es idéntica a la del atributo “bgcolor”; también se puede utilizar una imagen como fondo del documento, en este caso se utiliza el atributo “background” utilizando una ruta relativa o absoluta para indicar la localización del archivo de imagen. (ej: <body bgcolor=“#FCC3AD” text=“#000000” link=“#99DDEE” vlink=“#019A6B” alink=“#478FDC” background=“imagen.gif”> )

<p></p> Son las etiquetas que encierran los párrafos (una apertura y un cierre por párrafo). Además, al escribir la etiqueta de cierre, hace un salto de línea.

<br /> Etiqueta que inserta un salto de línea. Como si fuera un intro en un documento cualquiera.

<h1></h1>, <h2></h2> (hasta h6) son etiquetas de encabezado o cabecera. Según el número que acompañe a la h la letra será más grande (h1) o más pequeña (h6).

<center></center> encierra aquellos elementos que se quieren centrar, desde una palabra, hasta una anidación de etiquetas.

<hr /> introduce una línea horizontal que divide los textos (ej.: cabecera y texto), puede ser de diferentes longitudes y grosores, con “width” modificamos la anchura y con “size” su espesor, además, se puede utilizar “align” para alinearla. El atributo “noshade” hace que sea una sólida no embutida sobre el fondo.

<strong> </strong>, <em> </em>, <u> </u> son etiquetas de formato de texto, “strong” pone en negrita aquello que contiene, “em” lo pone en cursiva y “u” lo subraya.

<ul> </ul> estas etiquetas crean listas desordenadas en su interior. <ol> </ol> crea listas ordenadas en su interior. Ambas etiquetas necesitan anidar la etiqueta <li></li> para que contenga los elementos de la lista. Se pueden anidar tantos elementos de lista como se necesite.

<dl> </dl> crea listas de definición, apropiadas para glosarios y términos de definición. Anidan las etiquetas <dt> </dt> que contiene el elemento a definir y <dd> </dd> que contiene la definición del elemento.

<!– –> un comentario se sitúa entre los guiones (y separado por espacio de ellos) así se pueden incluir notas que no aparecerán en el documento mostrado. Son muy usados para poner de encabezado a las partes de la página a modo de guía para quien necesite modificarla.

<a href=“”>…..</a> sirve para crear un enlace mostrando como palabra usable lo que contengan las “a” href=“” indica la ruta (relativa o absoluta) del archivo al que el enlace hace referencia. Para acudir a una parte de cierta página se crean las llamadas marcas, en las que en el href=”#” (donde el asterisco indica que no se trata de un enlace normal si no que sirve para acceder a una marca fijada), se incluiría el nombre de la marca a la cual queremos saltar. Para crear la marca se utiliza el atributo de “a” name=. (ej.: <a name=“inicio” href=“#fin”> enlace </a>). Para crear un enlace que permita enviar un correo electrónico se utilizará una llamada especial: <a href=“mailto:correo@e.mail”>enlace</a>

<img src=“” /> etiqueta que sirve para introducir imágenes en la página, el atributo “src” funciona igual que el “href” de la etiqueta “a”, sirve para introducir la ruta (relativa o absoluta) de la imagen que se quiere introducir. Un atributo muy importante de esta etiqueta es el “alt” que mostrará un texto alternativo en aquellos casos que la imagen no pueda ser mostrada. Otros atributos importantes son width=“” (indica el ancho de la imagen) y height=“” (indica el alto de la imagen), se usan principalmente para dos cosas, la fundamental es indicar al navegador el tamaño que va a ocupar la imagen para que reserve un espacio durante la carga de la página mientras la muestra, esto sirve para reducir el tiempo de espera del usuario, al poder el navegador ir cargando otros elementos menos pesados de la misma; la segunda forma de usarlo es para escalar la imagen dándole al navegador tamaños diferentes a los propios de la imagen, haciendo que sea el navegador quien la redimensione. También se puede alinear utilizando el atributo “align” con alguna de sus opciones: right, left, bottom, top y middle. Los dos primeros atributos colocan la imagen en relación con el texto, mientras que las tres restantes, colocan un texto al lado de la imagen en la localización indicada; Si se quiere interrumpir el proceso de rellenado del texto a los lados de la imagen, para que salte hasta debajo de ella, es decir, dejar un espacio en blanco parcialmente, se emplea el atributo “clear” de la etiqueta <br />, con las opciones: left (para buscar el primer margen libre, a la izquierda), rigth (busca el primer margen libre a la derecha), all (busca el primer margen libre a ambos lados).

<font> </font> es la etiqueta encargada de formatear las fuentes utilizadas, dándole un tamaño a la letra con el atributo “size”, diciendo que tipo de fuente utilizar con el atributo “face” o también dándole un determinado color en formato hexadecimal con el atributo “color”. Una etiqueta que cambia el texto para todo el documento es <basefont> pero ni el explorador firefox ni el ópera son capaces de entenderlo.

<table></table> esta es la etiqueta que engloba a todas las demás que se usaran para crear tablas. El atributo “border” dota de un borde a la tabla, por defecto pone un grosor de una unidad, pero se puede hacer más grueso mediante el símbolo igual seguido del número que quiera dársele al grosor.

La etiqueta <table> anida otras etiquetas que son las que crearán la tabla y le darán formato, las principales son <tr><tr /> (que indican el número de filas existentes) y <td></td> que crearán las celdas dentro de las filas. <tr> anida a <td>.

Se puede hacer que la tabla tenga un titular utilizando <caption></caption>. También se pueden crear celdas de cabecera, a modo de título de la columna, utilizando <th></th> en vez de <td>. Aunque se pueden utilizar en cualquier lugar de la tabla, lo normal es que se use como se indica.

HTML es un lenguaje de anidamiento, y como tal, dentro de las celdas se pueden utilizar diferentes etiquetas, por ejemplo, <img />, <a href>… tantas como se necesiten.

Se puede alinear el contenido de dentro de las celdas, mediante el atributo “align” y sus opciones (center, righ y left). En sentido vertical el alineamiento por defecto es centrado, se puede cambiar con el atributo “valign” y sus opciones: top y bottom.

Las tablas, normalmente, tienen dimensiones automáticas, adecuadas al contenido y al número de celdas y filas, pero se puede hacer que tenga otras dimensiones con los atributos width y height (valores tanto en porcentaje como en número de píxeles).

Se puede hacer que una celda ocupe varias columnas usando el atributo de <tr> “colspan” (añadiendo el igual y el número de columnas que se quiera ocupar), y también que ocupen varias celdas en la misma columna, para eso se usa “rowspan”.

Se puede aplicar un color de fondo de la misma forma que se usa para darle color al fondo de la página, es decir con el atributo “bgcolor”, seguido del código del color, esta vez en vez de aplicarlo a la etiqueta <body> se usa en las etiquetas <table> para darle un color a toda la tabla, o a <td> o <th> para que se diferencie esa celda del resto (es posible hacer que <table> tenga un color y <td> tenga otro). Además se puede utilizar el atributo “background” (de la misma forma que en <body>) en <table>, y también en <td> y <th>.

Si en la etiqueta <table> aplicamos los atributos “cellspading” y/o el atributo “cellpadding”, con el primero obtenemos una separación entre las celdas (por defecto 2 píxeles), con el segundo se obtiene una separación entre el borde y el contenido dentro de las celdas (por defecto es de un píxel).

Para crear un formulario se utiliza una etiqueta que contendrá al resto de propiedades del formulario, <form></form>, para dotar de acciones completas al formulario se usan los atributos: “action” (normalmente usado con la propiedad mailto:dirección_de_email para que los datos sean enviados vía email), “method” con las opciones post o guet (normalmente post, que indica que los datos sean enviados inmediatamente tras pulsar el botón de enviar), y “enctype” (tipo de encriptación), que para entender los datos que se envían, se utilizará la opción text/plain.

Para crear un cuadro de texto, donde el usuario insertará algo que le pedimos se utiliza: <input type=“text” name=“lo que sea” /> así se crea un cuadro de texto, en el que el usuario pondrá lo que se le pida y al enviar el “name” nos servirá para identificar a qué pertenecen los datos. Se puede poner atributos de máximo de tamaño del cuadro “size” y/o de máximo de caracteres introducibles “maxlength”. Un tipo especial de cuadro de texto es el de contraseña, en este caso, en vez de poner type=“text” se utilizará type=“password”, así se oculta el texto introducido.

Si lo que se quiere es incluir un gran campo de texto, donde se puedan dejar, por ejemplo, comentarios, lo que se hace es utilizar la etiqueta <textarea></textarea> con un atributo “name”, para lo mismo que en el caso anterior, un atributo “rows” que indicará el número de filas que tendrá el área de texto, y otro “cols” que indicará el número de columnas.

Una opción típica de cualquier formulario, es la de elegir entre varias opciones que se nos muestran, por medio de menús desplegables, esto se consigue mediante la etiqueta <select></select> en cuyo interior se encuentran las opciones a elegir, entre las etiquetas <option></option>, <select>, llevará el atributo “name” para el mismo motivo que anteriormente. Se puede introducir un atributo en <select> que haga que se muestre más de una opción en un principio, esto es, que en vez de mostrar una como hace por defecto y haya que desplegar el menú, muestre varias, para, por ejemplo, no tener que desplegar el menú.

Una forma práctica de crear opciones, en con las cajas de confirmación (checkbox), esta vez se creará mediante un <input> con atributo type=”checkbox” y un “name”, así se crea una caja que el usuario puede seleccionar o no. Para hacer que aparezca seleccionado de manera predefinida se utilizará el atributo checked=“checked”. Otra forma de opciones es mediante los botones de radio, estos son botones que se aúnan en una sola categoría mediante el atributo “name” para hacer que sólo pueda ser elegida una opción entre los de esa categoría. Para crearlos sólo hace falta poner <input type=“radio” name=“común” value=“único” /> en el que el value indica el valor único de cada botón. También se puede introducir el atributo “checked” ya comentado, para hacer que se seleccione una opción preferencialmente.

Para que el formulario pueda ser enviado a la dirección de destino incluida al principio del mismo, se necesita que se mande hacer, para ello se utiliza el botón de enviar o submit y se crea <input type=“submit” value=“Enviar” /> El type submit, crea por defecto un botón con la propiedad de enviar el formulario a la dirección de correo, el value indica qué es lo que se verá como texto en el botón. Otro botón muy valioso es el de reset o borrado, que permite borrar del formulario todos aquellos datos que ha introducido el usuario, se crea <input type=“reset” value=“Borrar” /> se da el mismo caso que en el botón de enviar, pero este lo borra todo.





Seguridad: antivirus y cortafuegos.

3 12 2007

Antivirus y cortafuegos.

En un sistema Windows somos vulnerables a muchos tipos de ataques, principalmente por dos motivos, es el sistema operativo más usado y está construido de manera que los programas puedan hacer prácticamente lo que quieran. Ambos motivos hacen que un ordenador con sistema operativo Windows sea apetecible a aquellos que quieran causar grandes estragos a muchos ordenadores en todo el mundo, como ejemplo tenemos virus famosos como el Sasser, el Blaster o el Iloveyou, capaces de infectar a muchísimos ordenadores de manera rapidísima y muy dañina.

Normalmente un atacante se basa en los agujeros de seguridad para poder llevar acabo aquello para lo que ha sido diseñado, lamentablemente en todo programa y más en sistemas operativos, los fallos de programación y compilación son bastante habituales, pues requieren, en muchos casos, varios miles de líneas de código en las que los fallos se pierden en esas interminables líneas.

Para proteger a los usuarios de estos ataques se crearon dos tipos de herramientas el antivirus y el cortafuegos, complementarias y necesarias para tener un equipo a salvo.

El Antivirus:

Un antivirus es un programa que escanea en tiempo real el sistema buscando archivos que puedan resultar ser virus, existen dos tipos de detección, la firma de virus, que es que el antivirus guarda información sobre los virus existentes y se encarga de escanear el sistema en busca de esos virus, es por eso que un antivirus ha de actualizarse cada poco tiempo, así puede detectar los virus más nuevos. Otra forma, más complicada y que puede dar falsos positivos (decir que un archivo está infectado, cuando realmente no lo está), es la heurística, esta forma no se basa en detectar virus de los que ya conoce su existencia, si no en intentar proteger el sistema ante aquellos virus que desconoce, esto sucede gracias a que el antivirus sabe cómo funcionan los virus y es capaz de adelantarse a ellos, detectarlos y eliminarlos antes incluso de que el mundo sea consciente de que ese virus existe, cuanta más avanzada sea la heurística que tiene el antivirus más potente y más preparado estará para proteger el ordenador.

Un buen antivirus debería gozar de ambos sistemas de detección, la heurística es muy pesada, en cuanto a recursos del sistema consumidos (tiempo de procesador, y memoria reservada), por lo que contar con una base de firmas de virus es esencial para crear un antivirus ligero. Por ello a la hora de elegir un antivirus hay que tener en cuenta:

  • Debe ser capaz de detectar todos los virus in-the-wild* (activos en el mundo), sin producir falsos positivos, ni errores en la detección.
  • Velocidad de exploración
  • Recursos consumidos del sistema
  • Gran capacidad de heurística.
  • Ser fácil de utilizar y transparente.
  • Y sobre todo, no debemos dejarnos medio sueldo en él.

*Los virus “In-the-Wild” son aquellos que se encuentran en la WildList, la cual es alimentada mensualmente por investigadores antivirus de todo el mundo y de casi todas las compañías antivirus. Esta lista incluye todos aquellos virus que han sido informados por usuarios, es decir, que se han visto realmente activos. Detectar el 100% de estos virus demuestra la utilidad del antivirus frente a los virus que el usuario común puede encontrarse mientras utiliza su ordenador.

Aunque he hablado de entornos Windows, los servidores que no corran un sistema operativo basado en Windows, deben llevar antivirus, pues, aunque no son vulnerables a la mayoría, pueden dejar pasar estos a los ordenadores de los usuarios que sí lo utilicen, por lo tanto también existen antivirus para otros entornos (Mac Os-X o Linux).

Podría hablaros de una gran cantidad de antivirus muchos de ellos muy buenos y eficaces, algunos incluso gratuitos, pero sinceramente lo veo innecesario. Sólo os voy a dar un nombre, el nombre del mejor antivirus que existe.

El Nod32, sé que no es muy conocido pero por ello no deja de ser lo que es, y es el mejor. Combina la mejor heurística avanzada existente, con una increíble velocidad de detección, consumo ínfimo de los recursos y un bajo precio. Con todo esto para qué debería hablaros de algún otro.

Como alguno puede decir que no soy imparcial, os dejaré los nombres de otros que también conozco, aunque al final, espero que me hagáis caso.

Kaspersky, Norton, Bit Defender,Trend Micro, Mc Afee, AntiVir, AVG (estos dos últimos tienen versión gratuita). No recomiendo bajo ningún concepto instalar el Panda Antivirus, es de los peores que he probado.

Cortafuegos:

Un cortafuegos, para un usuario normal, es un programa que permite controlar el tráfico de la red, impidiendo o permitiendo a ciertos programas acceder a Internet o a recursos de la red.

Se basan en dos formas de protección, una es el bloqueo por programa, es decir, que dejan a un programa hacer unas cosas u otras, según unas reglas que se establecen, la otra forma es por los puertos de comunicación (un puerto es cómo un número de teléfono, un programa que quiere tener acceso a internet llama a un número determinado, del 1 al 65.535, el cortafuegos ve esa llamada y dependiendo de lo establecido este le deja continuar la comunicación o se la corta, lo mismo sucede cuando es un programa de internet el que pide acceso a ese número). Así pues, combinando ambas protecciones, se puede hacer que un programa tenga acceso a unos puertos y bloqueo a otros. Esto se hace por un motivo muy básico, un programa tiene unos puertos de comunicación por defecto que el cortafuegos deberá aprender con los primeros usos del programa, pero si más adelante hay un ataque sobre ese programa puede utilizar un puerto no programado, es ahí donde el cortafuegos debería darnos un aviso de que ese programa está haciendo algo para lo que no existen reglas.

Así pues, un cortafuegos controla nuestras comunicaciones para protegernos de diversos ataques que podríamos sufrir.

Cualquier ordenador conectado a Internet, con cualquier sistema operativo puede ser víctima de un ataque, por lo que es necesario tener un cortafuegos potente protegiéndolo.

Hay tres políticas básicas en la configuración de un cortafuegos:

  • Política restrictiva: Se deniega todo el tráfico excepto el que está explícitamente permitido. El cortafuegos obstruye todo el tráfico y hay que habilitar expresamente el tráfico de los servicios que se necesiten.
  • Política permisiva: Se permite todo el tráfico excepto el que esté explícitamente denegado. Cada servicio potencialmente peligroso necesitará ser aislado básicamente caso por caso, mientras que el resto del tráfico no será filtrado.
  • Modo aprendizaje: Cuando un programa solicita un acceso a la red sobre la que no hay reglas definidas, el cortafuegos pregunta al usuario sobre qué hacer en ese caso. La responsabilidad recae toda en el usuario, que en usuarios pocos avanzados sería el aceptar todo, con lo cual este modo deja de tener sentido.

Obviamente el más seguro es el primer caso puesto que bloquea absolutamente todo el tráfico, excepto el que se habilite. El último modo es a medio camino entre los otros dos, y en usuarios más o menos avanzados es bastante efectivo.

El cortafuego que viene con Windows no se merece mis respetos, no sirve para nada, tenerlo activado es igual de efectivo que tenerlo desactivado, recomiendo encarecidamente utilizar otro cortafuegos, podéis elegir alguno de la lista que os dejo a continuación:

Gratuitos: Zone Alarm Free, PC Tools, Comodo Firewall, Agnitum Outpost Firewall Free, Ashampoo Firewall

De pago: Agnitum Outpost Firewall Pro, Ashampoo Firewall Pro.

Existen además suites de seguridad que incorporan estos y otros sistemas de seguridad (lógicamente son más caras y personalmente no las recomiendo):

McAfee Total Protection™ con SiteAdvisor™ Plus 2008, BitDefender Total Security 2008, Norton 360.